Archivos de la categoría Comunicación Interna

Claves para resolver conflictos

Blog 020_cabecera_ajedrez

En el día a día, en casa o en la oficina, surgen multitud de conflictos que es necesario resolver. Te contamos las claves para enfrentarte con éxito a los problemas y manejar las situaciones complicadas.

Aparición del conflicto.

Un mismo problema para el que surgen dos soluciones diferentes, una idea que no se corresponde con lo establecido en la empresa, varias opiniones diferentes sobre una situación puntual, un enfrentamiento directo entre familiares derivado de una mala comunicación…

El conflicto, esa situación en la que distintas partes persiguen diferentes objetivos, se da continuamente en nuestro entorno.  Los conflictos son parte de nuestra vida, y nos permiten aprender de nuestras decisiones y las de los demás. No podemos evitar que aparezcan los conflictos, pero sí podemos conseguir que nos afecten de la manera más positiva posible.

El conflicto como oportunidad

Si bien tendemos a relacionar la palabra “conflicto” con algo negativo, es fundamental que aprendamos a encontrar en estas situaciones elementos que nos ayuden a identificarlas como oportunidades de mejora. La diversidad de pensamiento, de enfoque, de experiencia, de información y de formación es imprescindible para poder resolver el conflicto de manera satisfactoria y obtener beneficios. Por eso, es importante tener la mente abierta y ejercitar nuestras habilidades  de asertividad, comunicación y automotivación y conocimiento.

Elementos en el conflicto


Blog 020_resolucion conflictos_feelback360En el conflicto se dan diferentes elementos a tener en cuenta a la hora de tratar de encontrar una buena gestión y solución. En primer lugar nos encontramos con las personas, las distintas partes del conflicto, con diferentes emociones, necesidades, perspectivas y valores. En segundo lugar, con el problema, aquellas necesidades, intereses o intenciones de cada parte. Por último, debemos observar el procedimiento, la forma en la que se expone la situación, las condiciones de cada parte y la comunicación que se emite y recibe durante el conflicto.

Conocer los elementos del conflicto, analizarlos y entenderlos nos ayudará a llevar a buen puerto la situación y lograr que las partes estén satisfechas con el resultado.

Habilidades personales y sociales y la resolución de conflictos

A través de diferentes habilidades personales y sociales, propias de nosotros o adquiridas a través de formación y experiencia, podremos resolver de mejor manera los conflictos que surjan en el trabajo o en nuestra vida personal.

Inteligencia Emocional

Para poder solucionar con éxito el conflicto, el primer paso es identificar correctamente las emociones que sentimos y las que se producen en la otra parte. Por lo general, en el conflicto suele aparecer las emociones básicas de tristeza, miedo o rabia. Es fundamental conocer y respetar nuestras propias emociones y las de los demás. Así, podremos reflexionar sobre las causas y las consecuencias de las soluciones, y entrenar nuestra capacidad empática.

Asertividad.

Mediante una actitud asertiva seremos suficientemente hábiles socialmente como para hacer valer nuestra opinión y cubrir nuestras necesidades, pero decidiendo escuchar y respetar la posición del otro.

Comunicación.

Esta habilidad es clave, fundamental para lograr el éxito de la resolución del conflicto.
Blog 020_feelback360Dejar de buscar culpables y ser capaz de expresarnos correctamente nos ayudará a dejar clara nuestra posición y nuestras expectativas. Si además practicamos activamente la escucha activa, conseguiremos entender a la otra parte y transmitir confianza y serenidad en ella con el fin de iniciar el acuerdo de la mejor manera posible.

Sin duda la escucha activa es una de las habilidades que más debe desarrollar un mediador o cualquier persona con conocimiento en la resolución de conflictos. Gracias a ella, podremos analizar el conflicto de  forma óptima, afrontar de forma constructiva el conflicto y desarrollar y generar las mejores opciones para  su gestión.

A tener en cuenta

Apunta estas claves que te ayudarán a solucionar el conflicto:

Plantea los problemas, y no almacenes resentimiento. Solo te dará problemas a futuro, es mejor resolver las cosas cuando ocurren.

– Analiza qué forma de resolver el conflicto es la más adecuada, pensando en el problema concreto y en las características de cada una de las partes. ¿Puede colaborarse en esta ocasión? ¿Es mejor ceder, tiene más formas de resolverlo mejor la otra parte? ¿Es importante competir o quizás alcanzar un acuerdo?

–  Habla de las acciones de las partes involucradas, no de “cómo son” las partes. Evita poner etiquetas.

– Formula preguntas, interésate por recopilar información sobre hechos, valores y emociones.

Evita el “síndrome de la bola de cristal”: no quieras adivinar qué quiere o como se siente la otra persona. Es mucho mejor preguntar y escuchar sinceramente.

Acepta las responsabilidades propias. Te ayudará a mejorar de cara al futuro corregir tus errores.

Busca y expón soluciones, no problemas. Enfócate en proponer formas de llegar a un punto positivo .

______

Blog 020_pieza ajedrez_feelback360Te invitamos a que busques información y formación en habilidades para resolución de conflictos, las cuales podrán serte de gran utilidad en tu entorno laboral y profesional. Próximamente podrás encontrar en FBlog360 nuevos artículos que te ayudarán a entender las mejores formas de entender y resolver el conflicto, para que puedas desarrollar tus dotes de liderazgo y mediación.

Y tú, ¿cómo resuelves los conflictos? ¿Qué habilidades consideras fundamentales para poder gestionar los conflictos con éxito? ¿Te resulta fácil gestionar las emociones en estos casos? ¡No dudes en dejar un comentario con tu opinión!

 

Capta la atención de tu equipo

Blog 018_cabecera_reunion_atencion  

¿Cómo mantener la atención de tu equipo en las reuniones? Consigue llegar con tu mensaje y transmitir de forma eficaz con estas 5 pautas.

Hoy en FBlog360 te traemos un artículo con el que te ayudaremos a captar y mantener el interés de las personas que te rodean, para que mejores la comunicación interna en tu organización y obtengas los mejores resultados. ¡Sigue leyendo!

Comunicación Interna Eficaz

Blog 018_atencion_feelback 360En un ambiente de trabajo en el que se asocia el entorno a tareas repetidas y tediosas, es muy complicado mantener la atención de las personas que trabajan con nosotros. Parece que todo el mundo está deseando acabar con lo que tiene que hacer y, en muchas  ocasiones, se considera las reuniones o las comunicaciones entre compañeros una pérdida de tiempo. Sin embargo, y tal y como mostraremos en próximos posts, las reuniones y el resto de formas de comunicación interna pueden ser herramientas imprescindibles  para desarrollar tu trabajo de forma satisfactoria.

Para empezar, lo más importante es que las personas que se encuentren a tu alrededor, ya sea dentro de una sala de reuniones o en un pasillo o despacho, se sientan receptivas a la comunicación. Es muy importante lograr que se interesen por lo que tenemos que decir, conseguir transmitir eficazmente y lograr compromiso.

5 pautas para conectar con tu equipo

En los procesos de comunicación interna es fundamental tener en cuenta ciertos aspectos que te ayudarán a transmitir con éxito todo lo que quieras hacer llegar a tu equipo. Presta atención a estas cinco pautas:

1. Piensa, luego actúa

Antes de iniciar una conversación o de escribir un mail, piensa en la otra persona. Lo mas seguro es que esté mucho más interesada en sus propios asuntos o en los de su departamento que en los tuyos Por eso, reflexiona: ¿cómo puedes enfocar la comunicación para generar interés? ¿Qué vas a aportar, cómo le afectará la información, por qué puede querer saberlo? Una vez que tengas claras estas preguntas, y tengas claro el canal, el contenido y  la forma más adecuada, puedes empezar a comunicar.

2. Escucha con atención

No siempre conocemos bien a la persona a la que debemos comunicar, por lo que no es fácil resultar empático, Si quieres conseguir más información para lograr averiguar cómo captar su atención, recurre a la escucha activa. La escucha activa consiste en prestar toda la atención al mensaje que transmite la otra persona, con el fin de comprender sus emociones, sus intereses y sus opiniones. Otra opción es desarrollar procesos de evaluación, o eventos en los que los miembros de un equipo puedan expresarse libremente. De esta manera, podrás conocer mucho mejor a las personas que trabajan contigo y saber cómo llegar a ellas a través de tu discurso.

3. Aporta relevancia

Piensa, ¿de qué manera va a resultar constructiva tu comunicación? Intenta ofrecer información útil para la otra persona, no sólo para ti. Un mensaje relevante para tu equipo generará más interés que uno que realmente no aporte nada nuevo. La mejor manera de captar la atención es ser sincero e interesante: cuanto más novedoso, útil o relevante sea el mensaje, más interés despertará en las personas que lo reciben.

4. Sé agradable

Es más fácil prestar atención en situaciones cómodas y reconfortantes. Si tu equipo se Blog 018_feelback 360siente a gusto, permanecerá más atento a tu mensaje en cualquier situación. Evita que ellos o tú mismo os distraigáis durante la comunicación, algo que puedan alterar la atención. Intenta no interrumpir ni juzgar a tu interlocutor y evita el síndrome del experto. Parafrasear y mostrar interés a través de la comunicación no verbal te ayudará a que los demás entiendan que estás escuchando y se sientan cómodos en la conversación. Así, será más fácil que presten atención y se involucren en el tema del que tratáis.

5. Mantén la mente abierta

Durante los procesos de comunicación interna es importante saber que no todo el mundo que trabaja en el mismo espacio piensa de la misma manera. Mantener la atención es más difícil si captamos que la otra persona tiene ideas muy diferentes a las nuestras, lo que en ocasiones puede incluso causar rechazo y cerrar nuestra mente y nuestros oídos a las alegaciones del emisor. Sin embargo, es importante que, para que se produzca innovación y se genere inteligencia colectiva, traten de entenderse nuevos puntos de vista. Abrir la mente ayuda a disfrutar de la conversación y a generar ideas que te enriquecerán personal y profesionalmente. Además, te mostrará más receptivo y favorecerá que tus interlocutores estén atentos a tus reflexiones. ¡Aprovecha las situaciones de desacuerdo para aprender y aportar!

____

¿Cuáles son tus recursos para captar y mantener la atención de tu equipo? ¿Consigues resultar interesante y aportar realmente a las personas que te rodean? ¡Cuéntanos tus impresiones!

 

Siendo constructivos – Críticas y sugerencias en el ámbito profesional

Blog 010_cabecera

Críticas y sugerencias en el ambiente profesional

No nos engañemos: en el trabajo hay días buenos y días menos buenos. A veces es necesario transmitir recomendaciones y críticas a nuestros compañeros y colaboradores, para que el rendimiento o el buen clima no se vea perjudicado. En este post hablaremos de cómo pueden ayudarnos las críticas constructivas, y te daremos algunos trucos y pautas para ayudar a mejorar la comunicación interna en tu oficina.

Por favor, ¡cambia de actitud!

Hace unas semanas hablamos de lo importante que es es la comunicación interna para 

Blog 010_1

que la organización funcione de manera fluida y eficaz. Hoy nos centraremos en cómo conseguir a través de la comunicación constructiva que los miembros de nuestro equipo aprendan de los errores y cambien de actitud, para conseguir el éxito de manera responsable.

¿Cómo podemos conseguir que una persona cambie de actitud? Ante un comportamiento o unas acciones que no benefician el buen desarrollo de un proyecto, lo más importante es ser claro con las indicaciones, cuidando la comunicación. Te proponemos una serie de indicaciones a tener en cuenta para que tu comunicación interna obtenga los mejores resultados:

Cuidado con la crítica destructiva

La crítica destructiva nos daña a nosotros casi tanto como al receptor del mensaje. una persona que recibe un crítica destructiva optará por ponerse a la defensiva, aunque entienda que se ha equivocado. Esto sucede porque dañamos directamente el orgullo del otro, y despierta el resentimiento en el receptor. Será mucho más difícil entonces que cambie su comportamiento. Además… seguro que lo entiendes, ¡a nadie le gustan las críticas destructivas!

El lenguaje construye la realidad

Debemos entender que los mensajes que transmitimos, las palabras, los conceptos describen la realidad y cómo la vemos. No es lo mismo decir a un compañero “Eres un inútil!” que “En esta ocasión te has equivocado.” La sensación que genera en la otra persona es muy diferente y puede afectar directamente a su reacción y a su motivación para el futuro. Una persona que se siente motivada para cambiar, querrá hacerlo y lo logrará con más facilidad.

Sé concreto

En las críticas constructivas el objetivo real es que la otra persona corrija su error o no lo repita en el futuro. Es necesario entonces que definamos muy concretamente el error. Si en vez de decir “Nunca haces nada bien” concretamos “Ésta es la parte del trabajo que necesitamos mejorar, quizás de ésta forma concreta”, tus indicaciones serán más claras, más fáciles de seguir y más probablemente  realizables en el futuro.

Aprecio sincero

Blog 010_2

Seguramente has observado comportamientos positivos en tus compañeros a diario… no todo van a ser críticas, seguro. Fortalece los comportamientos positivos y ayuda a que se repitan respaldando las actitudes positivas. Indica qué acciones quieres que se repitan felicitando sinceramente a la persona que las realice. Conseguirás que se produzcan con más frecuencia las actitudes que deseas.

Dejar hablar

Las críticas constructivas se digieren mejor cuando la persona que ha cometido el error ha podido explicarse y se encuentra desahogada. Escucha a tu equipo o a aquella persona que tiene que justificar por qué ha actuado de una determinada manera. Esto te ayudará a entender mejor sus argumentos (quizás tenía más razones de las que pensabas para actuar de una manera determinada) y también a que se encuentre más relajada al exponer tus correcciones. Estará mejor predispuesta para cambiar.

Apuesta por la retroalimentación

La comunicación constructiva pasa por el intercambio de ideas. El feedback, es decir, la retroalimentación de opiniones sobre un aspecto demuestra que un líder o una organización están abiertos a la innovación, la evolución y la proactividad, confiando en el equipo de trabajo.  Es importante que el feedback se reciba con humildad y predisposición al cambio. Es una buena oportunidad de que todos los miembros, incluido el líder, tengan forma de aportar, opinar y exponer libremente ideas. Para conseguir mejores resultados orientados a la mejora, puede confiarse en un proceso profesional de feedback 360º, específico para la empresa y que garantice buenas condiciones.

Pregunta para conseguir compromiso

Tras exponer los problemas que se presentan debido a una acción inadecuada, una buena idea es preguntar a la persona implicada qué podemos hacer para mejorar la situación. Se sentirá parte de la solución (no sólo del problema) y buscará una alternativa. Así además, conseguimos compromiso, porque es SU idea, por lo que se sentirá involucrado  y responsable en la puesta en práctica. De esta forma, fomentamos el sentimiento de importancia individual y de pertenencia al equipo.

Blog 010_critica constructiva

Seguro que se te ocurren más formas de realizar una buena crítica constructiva, y conseguir mejores resultados. ¡Déjanos un comentario y cuéntanoslas! También puedes compartir este artículo con tus compañeros y reflexionar sobre el tema, puede ser una buena forma de establecer novedades en la comunicación interna. ¡Comparte la cultura Feelback!

6 cosas que los expertos dicen sobre la comunicación interna

IMG_1029

La comunicación interna es uno de los pilares de la comunicación corporativa, clave en el buen funcionamiento de las organizaciones, ya sean grandes o pequeñas. La comunicación que se produce entre los miembros de la empresa, dentro de la organización, determina en gran medida el correcto funcionamiento de la misma, y, por tanto, su rendimiento.

Seguro que eres muy consciente de que vale la pena cuidar siempre la comunicación dentro de las organizaciones. Aquí te dejamos 6 afirmaciones (con sus respectivas sugerencias) que te ayudarán a mejorar el funcionamiento de tu empresa:

Ten definida tu estrategia de comunicación Interna

Es fundamental tener un buen plan de comunicación interna. Al igual que cuidamos la estrategia de publicidad o de marketing, debemos preocuparnos por cómo funciona la empresa por dentro. Los flujos de comunicación interna son fundamentales para entender y mejorar el funcionamiento de cualquier entidad. Toda organización debe tener un cuidado plan de comunicación interna que incluya un plan de formación (habilidades para los trabajadores), de información (comunicaciones inmediatas, útiles y de calidad), y de evaluación (herramientas de seguimiento e indicadores realistas)

Has probado a…?   Además de las herramientas clave de comunicación (publicaciones y redes internas, tablones de anuncios, e-mailing a trabajadores…), piensa en la cultura organizacional de tu empresa: no todos las organizaciones funcionan igual ni tienen los mismos trabajadores. Tu plan de comunicación interna debe estar adaptado a las necesidades de tu empresa, y es bastante posible que las estrategias que utilice otra organización no sean las mejores para la tuya. Confía en un experto que incluya valores y acciones personalizadas para tu caso concreto.

Sácale partido a las reuniones

 Las reuniones son un buen momento para poner en práctica la comunicación interna. Favorecen la inteligencia colectiva y te permiten conocer de primera mano las impresiones e ideas de los demás miembros del equipo. Además, es el foro perfecto en el que todo el mundo tiene la oportunidad de pronunciarse después de recibir la información sobre un proyecto, una novedad o una propuesta.

Has probado a…?  Una buena idea es establecer una reunión al principio de la semana para establecer las tareas de los siguientes días (no olvides dejar claro tareas, responsables, objetivos, plazos y medios disponibles) , y otra al final de la semana para evaluar las acciones y los resultados. Te ayudará en la mejora continua.

Dí lo positivo

 Describir los resultados positivos también ayuda a mejorar. La comunicación interna no debe contemplar sólo el formato rapapolvo. El objetivo es que generar conocimiento dentro de la organización, acerca de las cosas que hay que mejorar, pero también de las que se están haciendo muy bien.

Post2_1

Así, ayudas a que se repitan las buenas acciones y a que se mantengan los resultados positivos. Además, ya sabes que hablar en positivo nos ayuda a pensar en positivo, y a enfocar las tareas de mejor humor, lo que también favorece a nuestro rendimiento.

Has probado a…?  ¿Has pensado en algo realmente positivo que hayas visto en la oficina hoy? No puede ir todo mal, seguro que alguien te ha sorprendido o has encontrado un trabajo bien hecho, No pierdas la oportunidad de felicitar e interesarte por el proyecto que ha llevado a cabo un compañero o trabajador de forma positiva.

Atajar los rumores es posible (y recomendable)

 La información fluye, estés dentro de la comunicación o no. Siempre hay noticias que circulan dentro de tu organización. Es importante estar al tanto de lo que otros comentan,  para conocer el estado de las cosas, pero también participar y aportar mediante información real: los rumores (que tan perjudiciales pueden resultar) se previenen dando información oficial de primera mano, natural y sincera sobre la situación.

Has probado a…?  Es mejor ser proactivo que reactivo. Adelántate a los problemas internos y dá las noticias antes de que se filtren: te dará ventaja para controlar y evitar los rumores. Establece canales de comunicación formal e informal, con contenido útil e interesante para los trabajadores, y trata de que éste sea lo más claro posible.

Cuida tu imagen externa con la comunicación interna

Que no se te olvide: los trabajadores hablan de su organización. A llegar a casa, con sus amigos, con tus potenciales clientes…. Los trabajadores cuentan qué tal les ha ido el día y forman parte así de tu imagen de marca. Una buena experiencia interna favorece una buena imagen externa. Conocer la situación en la que se encuentran las personas que trabajan dentro de tu empresa te ayudará a averiguar la imagen que proyectan hacia afuera.

Has probado a…?  Realiza un estudio del ambiente interno (¡anónimo y confidencial!) que te ayude a conocer cómo se sienten tus trabajadores respecto a la empresa y a tomar el pulso al clima de la organización… y reflexiona y toma medidas al respecto.

Y tú, ¿qué piensas de estas afirmaciones? ¿Has puesto en práctica alguna de nuestras sugerencias? ¡Deja un comentario con tu opinión!